REFLEXIONES EN ELDÍA DEL PROFESOR

Texto: Leopoldo Martin Ramos

REFLEXIONES EN EL

DÍA DEL PROFESOR

Hoy ( 16 de Octubre ) se celebra el “DIA DEL PROFESOR”.

Por primera vez ( desde ahora, en el año 2021 ).

Antes: a partir de un once de septiembre del año 1943, se celebraba el “DIA DEL MAESTRO”. El día elegido, recordaba el fallecimiento de Domingo Faustino Sarmiento, fundador y profesor de la Escuela Normal de Maestros de Chile, la primera en su género creada en América Latina.

El DIA DEL PROFESOR, fue instaurado para celebrarlo el 16 de Octubre, por Decreto Ley Nº 1.938 del año 1977. Se determinó la fecha, en conmemoración de la creación del Colegio de Profesores de Chile; en la ocasión, se registró un polémico rechazo del Gremio por ser una imposición de la Dictadura, a la que se le culpaba de serios atropellos en contra de profesores y estudiantes.

La celebración actual se manifiesta a tres días de un paro nacional que la prensa escrita refiere en los siguientes términos: “ El Colegio de Profesores realizó una paralización a nivel nacional, marchando en diferentes ciudades del país, luego del veto presidencial del proyecto de ley de modificaciones al estatuto docente, el cual establecía importantes mejoras laborales a los trabajadores del rubro, situación que motivó a la protesta llevada a cabo durante esta jornada.” (El Mostrador. 13.10.2021)

En medio de la marcha desarrollada en el centro de Santiago, los profesores hicieron un alto en la intersección de las calles Portugal con la Alameda en homenaje a Denisse Cortés, la estudiante de derecho que falleció el día lunes (11.10.2021) durante la marcha por la reivindicación de los pueblos originarios.

Cuando frisaba el primer tercio de su vida centenaria, Nicanor Parra, hizo un poema titulado AUTORRETRATO… ¿ trazos autobiográficos, o licencia poética para describir una realidad ajena ? Cualesquiera de ambas en esta dicotomía, mostraba una situación vigente en el mediodía del siglo pasado.

 “ Considerad, muchachos,
Este gabán de fraile mendicante: 
Soy profesor en un liceo obscuro, 
He perdido la voz haciendo clases.
(Después de todo o nada
hago cuarenta horas semanales). 
¿Qué les dice mi cara abofeteada? 
¡Verdad que inspira lástima mirarme! 
Y qué les sugieren estos zapatos de cura 
Que envejecieron sin arte ni parte.”

La descripción penosa, puede apuntar sólo a una coyuntura particular, y lejos de una generalización gremial.

Sin embargo, conmueve y nos resentimos. Y, más aún, cuando el poema continúa:

“ Por el exceso de trabajo, a veces
veo formas extrañas en el aire,
Oigo carreras locas,
Risas, conversaciones criminales.
Observad estas manos
Y estas mejillas blancas de cadáver,
Estos escasos pelos que me quedan.
¡Estas negras arrugas infernales!
Sin embargo yo fui tal como ustedes,
Joven, lleno de bellos ideales
Soñé fundiendo el cobre
Y limando las caras del diamante:
Aquí me tienen hoy
Detrás de este mesón inconfortable
Embrutecido por el sonsonete
De las quinientas horas semanales.

De Poemas y antipoemas 

(Santiago, Nascimento,1954)

A casi setenta años de esta dramática declaración, aventuramos el aserto que la actual realidad ha superado tan desventurada experiencia; y la Escuela, sigue siendo el lugar privilegiado donde se forman las muchedumbres nuevas…

Por esos años, Gabriela Mistral, Poeta Grande, había recibido el Premio Nobel de Literatura.

“ Dame el amor único de mi escuela; que ni la quemadura de la belleza sea capaz de robarle mi ternura de todos los instantes.”

Así cantó Gabriela Mistral en su ORACIÓN A LA MAESTRA.

Para agregar, luego: “ Pon en mi escuela democrática el resplandor que se cernía sobre tu corro de niños descalzos,”

¡ Cuánto de vocación humanitaria se describen en la prosa !

Pretendo que estas cuartillas  sean una adhesión cariñosa para quienes hacen de estas jornadas laborales sus quehaceres de vida; y  además recoger una potente y definitiva invitación a identificarnos con el mensaje de la pionera en el paradigma de la mujer intelectual interesada por los temas de su época :

Felipe Reyes, escribió en mayo 2016, en radio.chile.cl

https://plus.google.com/share?url=http://radio.uchile.cl/2016/05/02/recados-para-el-futuro-de-gabriela-mistral :

Por la humanidad futura, antología política de Gabriela Mistral    (Diego del Pozo, compilador. Editorial La Pollera, 319 páginas), reúne 34 artículos de la poeta de Vicuña, escritos desde comienzos de la década del veinte hasta su muerte, en 1957.

“ Para ella ( Gabriela Mistral ), el siglo XX llegaba “preñado de aspiraciones y esperanzas”, pues “en el corazón de la humanidad, los grandes verdugos están a punto de ser suplantados por los grandes maestros. La escuela está llamada a sustituir el campamento [militar]. Únicos combatientes civilizados serán los del libro y la inteligencia (…), el soldado ha constituido la fuerza y la superioridad de los pueblos en la barbarie; el maestro constituirá su fuerza y su superioridad en la civilización (…). Recordad que, en gran parte, está en vosotros hacer del pueblo una turba de esclavos o una asociación de hombres libres”.

 Una visión de futuro que urge materializar en nuestra comunidad nacional.

Tengo razones del corazón para identificarme con las “Maestras” a las cuales cantó la inolvidable Gabriela: la dulce compañera de mis días buenos, vistió el Sayo noble de Maestra Rural… hoy recorre praderas ignotas que habré de incursionar en el hogaño cercano…

 Por ello, y porque alguna vez tuve bonete de Maestro y trabajé con puntero en mis manos, aprecio en conciencia el esfuerzo de buena ley de un Profesor.

 Por eso, no tuve alboroto al saber del premio a la “ Profe Caballa”; mote cariñoso para quién devela la vocación docente con amor maternal y porfía de sacrificio humano.

Cicilia Gatica la «Profe Caballa»

Una maestra chilena de educación básica que viaja hasta ocho horas a caballo para darle clases a sus alumnos ha sido reconocida este año como ‘Heroína de la pandemia’ en Chile, por la empresa privada de compensación de prestaciones “Caja Los Héroes”. La premiación a Cicilia Gatica, de 52 años, que se alzó con el galardón de carácter nacional, se otorgó «en un año tremendamente complejo por la pandemia» en el que «hubo muchos héroes anónimos» que fueron «nominados por su relevante ayuda al prójimo frente a las necesidades que generó el Covid-19».

 “ Durante la entrega del reconocimiento, los organizadores presentaron un video grabado en Junta de Valeriano donde hay imágenes de «La profe caballa» por distintos parajes de la cordillera andina.”

 «Lo que más me gusta de la profesora es que llega a ayudarnos adonde el diablo pierde el poncho», cuenta uno de los alumnos entrevistados en el registro audiovisual.”

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *